Avance semanal de ‘Mi Hija’: “Destruiré a Demir cuando más feliz esté”: Cemal avisa a Candan

#MiHija: “Asu me dejó su diario donde dice que soy su padre biológico, Öykü es mi hija y voy a quitártela”.

El 30 de mayo en ‘Mi Hija, la serie‘:

Domingo 30 de Mayo: “Me han llamado ladrona, porque soy la hija de un ladrón”

Cemal lleva a Öykü y Zeynep a su casa, Demir está buscando a la niña desesperado.

Demir está frente a Cemal, Zeynep y Öykü están dentro del coche, los dos hombres se enzarzan en una pelea, Öykü los para en seco: “Papá”, le dice a Demir, la pequeña ha vuelto a recordarlo todo.

Öykü se abraza a su padre, mira a su tía y le dice: ¿Qué haces aquí?, ella le contesta que la echaba de menos y quiere acercarse a ella.

La niña se aleja y se vuelve a abrazar a su padre, los tres llegan a casa y Candan se da cuenta que la pequeña ha vuelto a recuperar la memoria.

Mufide está en la casa de Demir, no encuentra a Ugur y está muy preocupada por su hijo.

Demir sale en su busca, Sevgi tampoco sabe nada de él. Ugur despierta en medio de un bosque, tiene un pié lastimado y no tiene el teléfono. Ugur ha tenido suerte le ha encontrado una señora con un tractor y lo va a ayudar.

Zeynep se reúne con Cemal y le dice que no va a seguir con el plan, Öykü no quiere volver con ella. “Si de verdad es tu hija, no me necesitas”, le dice Zeynep.

“No es mi hija, la prueba dio negativo. Ese hombre arruino mi vida y yo arruinaré la suya” dice Cemal. Zeynep sale corriendo del piso y le dice que no le ayudará.

Demir está con Öykü mientras se duerme y la niña le dice: “Tengo la sensación de haberte echado mucho de menos”, Demir emocionado le contesta: “Los padres y los hijos que se quieren se echan de menos aunque se vean todos los días”.

La mujer que tiene a Ugur retenido le da de comer y le dice que tiene que casarse con él para tener los terrenos de su padre. Ugur está desesperado.

Cemal se ve con Candan: “Destruiré a Demir cuando más feliz esté”.

Candan llama a Murat para hablar sobre el tratamiento de Öykü, Candan le da dinero para que la niña siga tratándose.

Öykü sale del colegio y Demir la ve muy triste, le pregunta que le ha pasado y la niña le dice: “Me han llamado ladrona, porque soy la hija de un ladrón”.

Demir le dice: “Tienen razón tus compañeros de clase, tenía tu edad cuando robe comida por primera vez, vivía en la calle, luego crecí y seguí robando, nadie me ayudó nunca, a nadie le importaba”.

Öykü le contesta: “A mi si me importas, no lo vuelvas a hacer”.

En casa de Demir están los tres desayunando y la niña pregunta: “¿No creéis que hoy es un gran día?”, Demir contesta: » Sí, hoy iras al colegio y Ugur ha vuelto a casa”.

Öykü esperaba otra respuesta, hoy es su cumpleaños y cree que a su padre se le ha olvidado, no es así, Demir tiene una gran sorpresa para ella.

Demir recoge a su hija del colegio y empieza el regalo de cumpleaños para ella. Todo en casa de Demir está preparado para sorprenderla, sus mejores amigos, toda su familia y una gran tarta.

Öykü se emociona: “Papá no te has olvidado”, Demir le dice: “Nunca lo olvidaría, hija”. Öykü se abraza a su padre.

Suena el timbre y Demir abre, recibe una citación judicial, Cemal le reclama a su hija.

Cemal le dice: “Asu me dejó su diario donde dice que soy su padre biológico, Öykü es mi hija y voy a quitártela”.

Demir se marcha, el mundo se le viene encima. Se dirige a pedir una copia de la prueba que se hizo y no quiso saber el resultado.

La abre nervioso y comprueba que es el verdadero padre de Öykü, Cemal no tiene nada que hacer frente a la prueba de paternidad de Demir.

Haz clic aquí para ver más fotos

No te pierdas ninguna novedad sobre Mi Hija, la serie y síguenos en Facebook (haz clic aquí), Twitter (haz clic aquí) y suscríbete a las notificaciones de esta web para enterarte de las novedades más importantes totalmente gratis.